Imprimir

Psicopedagogía - La Personalidad

Escrito por Administrator el . Publicado en Psicopedagogía

                                                              Psicopedagogía

  Image

La Personalidad 

La personalidad supone el nivel de integración más evolucionado y perfecto de todo lo existente. Debido a ello, su grado de complejidad es el máximo, no solamente por sus características propias y únicas, sino también porque en ella se resumen, se sintetizan y confluyen todos los niveles de organización que han existido a lo largo de la evolución del ser humano

La palabra personalidad proviene del término latino persona, que significa la máscara del actor. A lo largo de los siglos ha ido variando el significado pero siempre ha prevalecido esta idea de fijeza, de permanencia, del conjunto de cualidades del sujeto.

Se han formulado múltiples definiciones de la personalidad, pero la mayoría engloban la estructura psicológica total del individuo, que se revela a través de la forma de pensar, de expresarse y de actuar y en sus actitudes e intereses. La personalidad incluye aspectos intelectuales, afectivos, impulsivos, volitivos, fisiológicos y morfológicos.

Es una forma de responder ante los estímulos y circunstancias de la vida con un sello peculiar y propio y que da como resultado el comportamiento.

En el lenguaje coloquial, habitualmente se suele diferenciar el término personalidad del de carácter o temperamento. Se considera la personalidad como la forma de ser del individuo, mientras que se atribuye al carácter la forma de manifestar la personalidad ante los demás. Se diferencian también en cuanto a las posibilidades de modificación, muy difíciles en el caso de la personalidad, y más fáciles en el del carácter, si el individuo está motivado para ello. Comúnmente se identifica el concepto personalidad con la habilidad o destreza que un individuo ante los demás; definición que no es usada obviamente por los psicólogos.

Es importante, en primer lugar distinguir entre lo que se llama definición biosocial y definición biofísica. La primera corresponde estrictamente al uso popular del término: la personalidad se define por las reacciones de los otros; según esta definición es posible afirmar que el individuo no posee personalidad alguna excepto la que confiere el juicio de los demás.

Por el contrario, según la definición biofísica, la personalidad radica en las características o cualidades del sujeto. Este enfoque indica la presencia de un aspecto orgánico de la personalidad, además del aspecto perceptible, y supone que puede ser relacionada con cualidades específicas del individuo, que se pueden medir y describir de forma objetiva.

Otro tipo de definición, la que se ha llamado miscelánea, se vale de la enumeración: en este caso, el término personalidad incluye cuanto atañe al individuo; normalmente se confecciona una lista de los conceptos que se consideran fundamentales para la descripción de la persona y se dice que la suma de todos ellos caracteriza a la personalidad.

Es necesario tener presente, que ninguna definición de la personalidad puede aplicarse de forma general, es decir, como define un individuo la personalidad depende totalmente de sus preferencias por una teoría en particular, si la teoría destaca especialmente la singularidad de la conducta y sus cualidades, la definición incluirá esas características como atributos importantes de la personalidad. Una vez que un individuo ha creado o adoptado una determinada teoría, su concepto de la personalidad depende de ella., pero aún así, existe un tema común a todas las definiciones: “ La personalidad suele referirse a patrones distintivos de conducta, que incluyen pensamientos y emociones, los cuales caracterizan la adaptación de cada individuo ante las situaciones que se le presentan en la vida.

La personalidad de un individuo es la suma total de los modos de reaccionar característicos ante los demás y de interactuar con ellos. Personalidad incluirá por lo tanto, patrones manifiestos de conducta social, por ejemplo como agresión o búsqueda de la atención, así como algunas conductas y motivaciones, más la lucha para obtener determinadas metas. E implicará también los aspectos más subjetivos de las emociones y percepciones de los demás, que con frecuencia se expresan con la fantasía más que con el comportamiento social directo. Los conceptos y sentimientos que una persona tiene acerca de sí misma, ocupan igualmente un puesto central en el mundo social, por consiguiente, el autoconcepto y la autoevaluación son también importantes en la definición de personalidad.

La personalidad puede ser considerada como la característica más notoria o dominante del individuo, en este contexto podemos decir que alguien tiene personalidad tímida o personalidad neurótica, lo cual significa que su atributo predominante es la timidez o neurosis.

La personalidad abarca la totalidad de las pautas de conducta y de los mecanismos corporales de los cuales depende. Está organizada, es ordenada, está formada por un conjunto de disposiciones genéticas.

La personalidad es relativamente estable. Acostumbramos a reaccionar de la misma manera cada vez que aparece el mismo conjunto de circunstancias, pero no es inmóvil y estática, pues, tanto el crecimiento como el desarrollo la modifican. Con cada experiencia nueva o con las modificaciones en los distintos aspectos de nuestra vida que cambian una manera característica de reaccionar, cambia, en esa medida la personalidad.. De todos modos estos cambios, suelen ocurrir en general de una manera más o menos previsible. Esta capacidad de previsión es fundamental para proporcionarnos la impresión de que realmente conocemos a la persona.

La personalidad refleja el yo, vale decir al ser humano, como síntesis de un conjunto de conductas reales y potenciales que son el producto de miles de estímulos recibidos durante la educación y todo aquello que le viene por la vía genética.

RELACIÓN ENTRE PERSONALIDAD E INDIVIDUALIDAD.

La personalidad es la conducta característica de un individuo, si todos los miembros de un grupo social actuaran de igual modo, pensaran lo mismo y sintieran de forma idéntica, la personalidad no existiría, consiste pues, en lo propio del comportamiento de cada cual.

Cada uno de nosotros afronta la experiencia vital con su propia manera de ser, con su personalidad. De hecho, ello constituye el sustrato sobre el que se apoya nuestra vivencia. De nuestra personalidad va a depender nuestro estado de ánimo, nuestro rendimiento y motivación y nuestra actitud ante los conflictos y, en consecuencia ante la enfermedad.

La personalidad de cada individuo es algo único por tanto individual, idiosincrásico, es lo que hace que una persona tenga un conjunto de propiedades y características que lo hacen ser diferente a los demás. La única forma de que se muestre su individualidad es en su estructura de personalidad. Todo ser humano debido a su dotación biológica (temperamento) y sus experiencias (caracteres) va conformando un ser humano que presenta en sus conductas algo de único que no comparte con nadie, lo que a su vez permite la diversificación de la personalidad, por lo que, todo lo particular que cada uno de nosotros es en este mundo, guarda relación con el término identidad, lo que se define como una unidad invariante de su ser. Es la constancia y continuidad de algo a través del tiempo, es la consistencia o persistencia que tenemos de nuestro set de respuestas por medio de las distintas situaciones, además del tiempo.

El hecho diferencial o individualidad nos permite a cada uno de nosotros afirmar sin temor a equivocarnos que no existe en el mundo otro ser humano como nosotros, que somos nosotros, únicos e irrepetibles.

CONCEPTO MÁS IMPORTANTE DESDE DIFERENTES TEORÍAS DE LA PERSONALIDAD.

ENFOQUE PSICOANALÍTICO:

Inconsciente: Parte de la vida psíquica que se realiza completamente fuera de la conciencia, es decir, el conjunto de hechos, estados y procesos psíquicos que no son captados en absoluto, por la conciencia del sujeto, aún cuando este trate de captarlo y aplique a ello toda su atención es la capa más profunda e importante de la vida psíquica, que presiona continuamente sobre la conciencia e influye en esta, sin que ella lo advierta, está constituido con ciertos procesos que se desarrollan en plena obscuridad, en el fondo psíquico del individuo, y son los últimos y radicales motivos de nuestra conducta: aspiraciones e impulsos instintivos. El inconsciente se hace consciente en la hipnosis, sueños y los actos fallidos; para Freud es el motor de la conducta humana. Su modo de actuar es el proceso primario de pensamiento.

ANÁLISIS TRANSACCIONAL:

- Análisis estructural: Es el análisis de la personalidad. Es un método para analizar los pensamientos, sentimientos y el comportamiento del individuo, basado en los fenómenos del estado del yo. Un estado del yo es una pauta consciente de sentimientos y experiencias directamente relacionadas con una correspondiente pauta consistente del comportamiento. Existen tres estados del yo: El Estado Padre del Yo, que contiene las actitudes y el comportamiento incorporados de procedencias externas, especialmente de los padres. Exteriormente, se expresa a menudo contra los demás con un comportamiento perjudicial, crítico y preceptista. Interiormente es experimentado como los antiguos mensajes paternales; el Estado Adulto del Yo, está orientado hacia la realidad presente y la recolección objetiva de información. Es organizado, adaptable e inteligente y funciona poniendo a prueba la realidad, estimando las probabilidades y calculando desapasionadamente; el Estado Niño del Yo, contiene todos los impulsos naturales de un infante, contiene también todas las grabaciones de sus primeras experiencias, de cómo respondió a ellas y de las posturas que asumió consigo mismo y con los demás.

ENFOQUE COGNITIVO

Cognición: Proceso mental superior por medio del cual comprendemos el mundo, procesamos información, elaboramos juicios, tomamos decisiones y comunicamos nuestros conocimientos a los demás. El proceso cognitivo está referido a todos lo procesos mediante los cuales el ingreso sensorial es transformado, reducido, elaborado, almacenado, recobrado o utilizado. El fenómeno de la cognición está muy lejos de ser considerado un fenómeno estático, podemos ver la cognición como un proceso, un estado en cierto momento que pasa en otro momento a construir otro estado, integrando a la vez fenómenos diversos que son codificados de diferentes maneras de acuerdo a los distintos imputs y distintos procesos superiores relacionados con ellos.

APRENDIZAJE SOCIAL.

Aprendizaje observacional o modelado: Una parte importante del aprendizaje humano se lleva acabo observando a los demás, de esta manera se aprende destrezas básicas, evitación al peligro, preferir determinadas cosas o comportamientos de acuerdo a los patrones comunes en nuestra sociedad. La capacidad de aprender observando a los otros aumenta exponencialmente nuestras posibilidades de adquisición de conductas y permite la transmisión de los sofisticados patrones de comportamiento que conlleva la actividad humana . El cambio de la conducta está determinado por la presencia de alguna recompensa o castigo.

CONDUCTISMO:

Conducta: Actividad física de un organismo vivo, observable y7o medible en principio por otro individuo; es objetiva, se incluyen movimientos musculares, secreciones, reacciones vasomotoras, lenguaje y, en general sonidos emitidos.

NEOPSICOANÁLISIS.

Integración de la identidad del yo: Es la experiencia acumulada de la capacidad del yo para integrar todas las identificaciones con las vicisitudes de la libido, con las aptitudes derivadas de dones innatos y con las oportunidades que se ofrecen en los papeles sociales.

TEORÍA HUMANISTA.

Autorrealización: Es un estado de satisfacción individual que permite a las personas alcanzar su máximo potencial. Para Rogers este estado se alcanza cuando existe semejanza entre su experiencia con el mundo y su autoconcepto. Las personas autorrealizadas se aceptan así mismas tal como son, lo cual les permite alcanzar la felicidad y satisfacción.

TEORIA FACTORIALISTA.

Rasgos: Dimensiones constantes en las características de la personalidad que diferencian entre sí a las personas. Todas las personas poseen rasgos determinados, pero la medida en que el rasgo se refiere a una persona en particular es variable y se le puede cuantificar, por ejemplo una persona puede ser amistosa en tanto que otra puede ser poco amistosa, pero ambos poseen el rasgo amistoso.

CONCEPCIÓN DE PERSONALIDAD DESDE DIFERENTES TEORÍAS:

ENFOQUE PSICOANALÍTICO

Supone que la personalidad se desarrolla a medida que los conflictos psicológicos se resuelven, por lo general durante la niñez. Para Freud, existen tres componentes de la personalidad: ello, yo y super yo. El ello es el núcleo primario e instintivo que obedece al principio del placer y busca la inmediata gratificación de los impulsos. El yo media entre las demandas instintivas del ello y el mundo externo de la realidad. Su energía se deriva del ello y opera a través del proceso secundario, comprueba la realidad localizando en el ambiente los objetos adecuados para la gratificación. El super yo representa los estándares morales internalizados en la sociedad, logrados a través de la internalización del control y de las normas

Estas tres estructuras están siempre en conflicto, existe una continua interacción y choque entre los impulsos del ello que buscan liberarse, y por otro lado, el yo y super yo intentado inhibir las descargas del ello.

Para Jung la personalidad del individuo sería el producto de dos fuerzas opuestas: la historia personal y las experiencias compartidas de toda la raza, durante toda su existencia, el inconsciente colectivo. Cada quien heredaría el mismo inconsciente colectivo que contiene ideas en forma de imágenes o arquetipos (como la madre, el anciano sabio, el héroe, y el niño) que dominan la personalidad al influir sobre la conducta y las expectativas.

ANÁLISIS TRANSACCIONAL:

La personalidad se define como una organización dinámica compuesta por tres instancias del yo: Yo Padre, que es superior y protector y de algún modo suple la insuficiencia del otro; el Yo Adulto, que se basta así mismo y se relaciona de igual a igual con otro adulto; y el Yo Niño, que es insuficiente y por lo tanto, necesita de algún tipo de ayuda y apoyo; los cuales determinan las conductas de las personas y sus pensamientos, estos a su vez se ven influenciados por la cultura y la familia.

ENFOQUE COGNITIVO:

La personalidad del ser humano es vista como una serie de habilidades adquiridas producto de la actividad cognitiva, la cual confiere al sujeto la capacidad de percibir, conocer y entender con un sello distintivamente personal. Por lo tanto, de acuerdo a los procesos cognitivos, poseemos la capacidad de adquirir información o conocimiento de nuestro entorno como de nosotros mismos, potenciando con esto el desarrollo de nuestra personalidad

APRENDIZAJE SOCIAL:

Sostiene que la personalidad se desarrolla mediante el aprendizaje observacional, es decir resulta de ver las acciones de los demás y de observar las consecuencias que estas producen. Es un proceso activo y único, el hombre es capaz de controlar hasta cierto grado a través de su propia conducta por su capacidad de aprendizaje por observación, sus capacidades cognitivas y la capacidad de crear influencias autorreguladoras produciendo consecuencias de sus propias acciones.

La personalidad se desarrolla a través de una continua resolución de problemas aprovechando sus experiencias y capacidades para procesar información.

CONDUCTISMO:

Las reacciones verbal, visceral y manual en conjunto constituyen la personalidad. La personalidad no es un “algo indefinible “, sino un sistema de respuestas, la suma total de las reacciones de un individuo y sus tendencias a la reacción. La personalidad no es más que un sistema de reacciones, pero se la puede estudiar con los métodos positivos de la ciencia.

Conocer una personalidad no es otra cosa que poseer una información especifica de sus hábitos de trabajo, educación, actitudes, hazañas, tendencias emocionales dominantes, aceptabilidad social, recreaciones y deportes favoritos, vida sexual, reacciones a las normas convencionales, peculiaridades especiales y compensaciones por adaptaciones insatisfactorias.

La personalidad cambia a medida que se descartan viejas reacciones y se adquieren otras nuevas. En la psicología del conductista, la personalidad no se conserva ni persiste a través de las vicisitudes de la vida, como el alma de los teólogos: lo que constituye la personalidad en cualquier momento dado son los sistemas de hábitos entonces dominantes.

Todo el sistema de la conducta, la personalidad completa, se organiza, mediante un proceso de condicionamientos, a partir de unas pocas reacciones simples.

NEOPSICOANALISIS:

La personalidad es algo estrictamente individual, es posible distinguirla de todas las demás por sus características propias, los cuales no son otra cosa que aquellas características individuales, físicas y psíquicas. Es evidente entonces que en la personalidad están representadas todas las características individuales, por eso ha sido definida como la organización de todos los aspectos físicos, (morfológicos y fisiológicos) y psíquicos (cognoscitivo, afectivos y volitivos) del individuo, esto significa que la personalidad del individuo resulta de la participación, o, mejor dicho de la integración de factores (características o aspectos) biológicos o somáticos y de gastos psicológicos.

TEORÍA HUMANISTA:

El humanismo enfatiza la complementariedad y la cooperación de las partes constitutivas de la persona. Así también, se postula la necesidad de valorizar lo corporal, lo emocional, creatividad, lo espiritual, etc., otorgándole una mayor gama de recursos y potencialidades a la totalidad del individuo; el ser humano es considerado un ser único e irrepetible de naturaleza intrínsecamente buena y con tendencia a la autorrealización y vivenciar sus emociones, conocerse y cambiar. Este énfasis en el cambio y flexibilidad sirve a la tesis de que la gente es capaz de crecer, cambiar y desarrollarse.

TEORÍA FACTORIALISTA:

Corresponde a un conjunto de rasgos o disposiciones generales, que determinarían la conducta del ser humano en diferentes circunstancias, en forma general y estable. Por lo tanto, trataría de las principales características heredadas perdurables del individuo, lo que determinaría su actuar y modos de ser en las diferentes fluctuaciones temporales o ánimo dentro del mismo individuo.

APORTES IMPORTANTES AL ESTUDIO DE LA PERSONALIDAD.

ENFOQUE PSICOANALÍTICO:

Etapas psicosexuales del desarrollo de la personalidad.

Oral, anal, fálica, de latencia y genital, así llamada por la zona erógena que caracteriza a cada una. Los rasgos peculiares de la personalidad futura surgen de acuerdo con las experiencias del individuo en cada una de estas etapas de maduración. Si a un niño se le complace demasiado o si se le priva en forma exagerada, se produce una fijación en la cual una parte de la energía queda estancada en un cierto nivel.

ANÁLISIS TRANSACCIONAL:

Estudio de los estados del ego:

El interés básico del análisis transaccional es el estudio de los estados del ego, que son sistemas coherentes de pensamientos y sentimientos manifestados por los correspondientes patrones de conducta, cada personas tiene tres estados del yo que son fuente separada y diferentes de conducta.

ENFOQUE COGNITIVO.

La terapia racional – emotiva ( T.R.E.)

La premisa básica de la T.R.E. es que gran parte, si no todo el sufrimiento emocional, es debido a los modos inadaptativos en que las personas construyen el mundo y las creencias emocionales que mantienen. La tarea del terapeuta encierra tres tipos de acción: primero debe determinar los eventos que perturban al cliente. A continuación el terapeuta debe ayudar al cliente a descubrir las pautas específicas de pensamiento y las creencias subyacentes que constituyen la respuesta interna a estos eventos y que dan nacimiento a las emociones negativas, tercero, el terapeuta ayuda al cliente a alterar estas pautas de pensamientos y creencias.

APRENDIZAJE SOCIAL.

Teoría del aprendizaje social:

Bandura plantea que los individuos son seres complejos y activos que aprenden a través de la observación en contextos sociales, regulan su comportamiento de modo continuo. Los sentimientos de autoeficiencia son esenciales para la salud mental.

TEORÍA CONDUCTISTA:

Propone un análisis científico de la conducta:

La ciencia, un método que debe ocuparse de los hechos y no de las especulaciones que se hagan acerca de ellos. Busca establecer las relaciones reales entre los sucesos de la naturaleza.

El análisis científico de la conducta consiste en la investigación experimental la que sigue un procedimiento analítico, restringiéndose a las situaciones a las que es posible someter un análisis científico riguroso. Los resultados de sus experimentos se pueden verificar independientemente y sus conclusiones pueden comprobarse comparándolos con los datos registrados.

Skiner sostiene que la conducta es lo único que se puede estudiar. La conducta se puede escribir totalmente, es decir, es mensurable, observable y perceptible por medio de instrumentos de medición.

NEOPSICOANÁLISIS:

Erikson plantea la hipótesis de crisis psicosociales:

Erikson planteó la hipótesis de que en cada una de las etapas del desarrollo hay una crisis psicosocial, dicha crisis tiene su origen en los esfuerzos de la persona por resolver los problemas de dicha etapa.

Las etapas de Erikson se detienen más allá de la infancia e incluyen la crisis de la adolescencia y de la edad adulta, él ve el desarrollo como un proceso que se extiende durante toda la vida, en vez de ser determinado por completo en los primeros años de la misma, transformándose en algo central el proceso de la identidad del yo.

ENFOQUE HUMANISTA:

Perls introdujo la terapia gestaltica.

Describe al organismo como un todo, tanto en relación con el funcionamiento intraorganico como en términos de la participación del organismo en su medio para crear un campo único de actividad.

Su objetivo es ampliar la conciencia del yo y poner al sujeto en contacto con sus propios sentimientos y su capacidad creadora para lograr cambiar la conducta del sujeto, busca que este vuelva a encontrar la armonía consigo mismo y con los otros, al verse como un todo unificado.

Es un gran aporte para la psicología, pues este sistema holistico hace que la persona se vea como una totalidad integrada dentro de un sistema social.

TEORÍA FACTORIALISTA:

Impulsa el estudio para la formación de los test de personalidad.

El modelo factorialista , mediante el uso de diversos métodos ( estudio de los rasgos ), no sólo puede describir las diferencias individuales, sino que también puede darnos cuenta de las relaciones que hay entre la posición de un individuo en muchas de las dimensiones de la personalidad y su conducta en diversa situaciones.

 

 

 

Bonus William Hill
Bonus Ladbrokes

Warning: include_once(/home/loseskak/public_html/joomla/templates/system/html/modules.php): failed to open stream: No such file or directory in /home/loseskak/public_html/joomla/libraries/joomla/application/module/helper.php on line 186

Warning: include_once(): Failed opening '/home/loseskak/public_html/joomla/templates/system/html/modules.php' for inclusion (include_path='.:/usr/lib/php:/usr/local/lib/php') in /home/loseskak/public_html/joomla/libraries/joomla/application/module/helper.php on line 186
Premium Templates