Imprimir

Apunte Marketing - En Línea - El Ciclo de Vida de un Producto

Escrito por Administrator el . Publicado en Márketing

 

 

El Ciclo de Vida de Un Producto

 

 

 

Marketing

 

El Ciclo de Vida de un producto

 

 

Todos los productos que una empresa ofrece al mercado sufren una evolución que los estudiosos

del tema han formalizado y han dado en llamar Ciclo de Vida de un producto. Se trata del clásico

ciclo de nacimiento, desarrollo, madurez y muerte aplicado a las ventas de un producto. El

análisis del desarrollo de un producto en el mercado, aunque sea a nivel teórico, puede resultar

muy práctico para entender la evolución de éste, intentar prever su desarrollo y, desde luego,

tratar de influir en esta evolución.

La idea fundamental a extraer del estudio de los ciclos de vida de los productos es la de

reconocer que un producto es algo dinámico. Ni el más exitoso de los productos puede hacernos

pensar que el trabajo ya está hecho. La constante del hecho emprendedor es el cambio y esto

también es aplicable a todos los productos.

Fases del Ciclo de Vida

La vida de un producto se puede entender como una sucesión de varias fases en las que el

producto tiene un comportamiento distinto. El Ciclo de Vida de un producto se puede dividir en

las siguientes etapas: 

Introducción: el producto se lanza al mercado y recibe una determinada acogida inicial. 

Desarrollo: el producto empieza a ser conocido y aceptado y crecen las ventas. 

Madurez: el producto está asentado en el mercado y las ventas empiezan a estancarse. 

Declive: el producto deja de ser interesante para el mercado y las ventas empiezan a disminuir. 

Introducción

Cuando se lanza un producto al mercado las ventas normalmente no se disparan el primer día.

El mercado no conoce el producto y por tanto hay que hacer un esfuerzo en darlo a conocer y

captar los primeros clientes. Además el coste de producir cada unidad es alto, con lo que los

precios de introducción también suelen ser altos. A pesar de ello, muchas veces el rendimiento

del producto es negativo y hay que seguir invirtiendo en dar a conocer el producto y obtener los

primeros clientes. 

En esta fase es importante asumir estas posibles pérdidas y luchar más por el reconocimiento

del producto o la marca que por los posibles beneficios. Desde luego, esto no implica que las

pérdidas a asumir deban ser ilimitadas. El margen de confianza para el producto debe ser amplio

pero no a costa de la supervivencia de la empresa. 

Por eso, al vincular la creación de una empresa al lanzamiento de un único producto hay que ser

conscientes de esta estrategia y estar muy atentos a la evolución de las ventas. Sin embargo,

esto no significa que una nueva empresa deba necesariamente comenzar su actividad con una

gama de productos muy amplia. 

Desarrollo

Cuando el producto empieza a ser aceptado en el mercado las ventas empiezan a crecer y los

beneficios también empiezan a crecer. Esto es debido a que los costes de fabricación por unidad

se reducen, bien por una mayor experiencia en la producción, bien por una producción de mayor

volumen. 

Aparecen clientes fieles que repiten la compra y se añaden nuevos clientes y, lo que es peor,

aparecen los competidores que se han dado cuenta del interés del producto y su crecimiento. Es

el momento de decidir cómo reaccionar ante esta nueva competencia. Las alternativas son

múltiples pero en todo caso deben ser cuidadosamente analizadas: repercutir la reducción de

costes en el precio, reinvertir todos los recursos generados en seguir promocionando el

producto, diferenciar el producto de los imitadores, etc.. 

Gestionar la etapa de crecimiento sea tal vez la parte más compleja del proceso de explotación

de un producto.

Madurez

Llega un momento en el que el producto se ha labrado un mercado, incluso para los

competidores. La demanda es más o menos amplia y los costes, probablemente, han seguido

 

 

 

 

http://www.loseskakeados.com

 

 

Bonus William Hill
Bonus Ladbrokes
Premium Templates